Doctor Martínez Escribano
Openderma Citas

Plasma rico en plaquetas: «Vampiro Lifting»

16abril

Plasma rico en plaquetas: «Vampiro Lifting»

opendermaEl plasma rico en factores de crecimiento (PRGF) o plasma rico en plaquetas (PRP) es un tratamiento médico usado desde hace años con excelentes resultados en Medicina regenerativa, pues sirve para mejorar y acelerar la regeneración tisular, por ejemplo, en implantes dentales, en úlceras cutáneas, o en lesiones musculares o articulares, motivo por el cual es usado tanto por deportistas de élite como por otros pacientes de la clínica diaria. Sin embargo, el PRP está cada vez más de moda por una curiosa mezcla de la ciencia con el glamour. El plasma tiene efectos beneficiosos en rejuvenecimiento facial y corporal y, por ello, muchas celebrities lo usan como antiaging de forma periódica, para mejorar la calidad de su piel, en especial en la cara y el cuello. Así, el PRP se emplea con frecuencia unos días o semanas antes de un evento social, motivo por el cual ha sido llamado vampiro lifting. No se trata de un producto que produzca un lifting, pero sí que mejora la textura, firmeza y tersura de nuestra piel, por sus efectos tanto sobre la dermis como la epidermis, generando más colágeno, ácido hialurónico y fibras elásticas, de una forma totalmente natural y, sobre todo, sin cambiar nuestro aspecto. A diferencia de los fillers o rellenos faciales, el PRP es un producto 100% autólogo y natural, obtenido de nuestro propio organismo, en concreto de nuestras plaquetas.

La técnica incluye una sencilla extracción de sangre y, bajo un sistema de flujo laminar, o con un sistema cerrado, para evitar contaminaciones, centrifugar la misma para obtener el plasma. La fracción rica en plaquetas de dicho plasma, se activa con calcio y es entonces cuando está lista para ser inyectada. Dicho plasma se infiltra a nivel superficial en nuestra piel, con una aguja muy fina, usando una crema anestésica previa y en condiciones estériles.

Los resultados del PRP son progresivos y se producen gracias a proteínas o factores de crecimiento presentes en las plaquetas de nuestra sangre. Se trata de usar los mecanismos reparadores y regeneradores que ya existen dentro de nosotros mismos, para elaborar un medicamento, que luego se aplica allí donde queremos rejuvenecer la piel alterada por el sol (fotoenvejecimiento) o por la edad (envejecimiento cronológico). Según la edad y las características del paciente se requieren más o menos sesiones. Lo habitual en rejuvenecimiento es hacer 3 sesiones de plasma autólogo, una cada mes, y luego una dosis de recuerdo cada 6 meses o cada 12 meses, a criterio del médico.

El plasma rico en factores de crecimiento también está obteniendo resultados muy prometedores en alopecia, sobre todo femenina.

Desde el año 2013, la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios, regula el uso del PRP, pues se considera que es un medicamento de uso humano. La regulación por el Ministerio de Sanidad es necesaria pues el PRP no es un medicamento de producción industrial, por lo que, por seguridad y control de calidad, sólo se puede elaborar en centros sanitarios legalmente autorizados y acreditados para ello. El PRP, como explica el informe V1/23052013, publicado el 23 de mayo de 2013, se puede obtener mediante “técnica abierta” o mediante kits desechables con “técnica cerrada”, y siempre se necesita una inspección de la autoridad competente, que debe verificar la adecuación de las instalaciones. Todo el proceso de obtención y procesamiento del PRP debe realizarse en centros acreditados para ello, por personal especialmente entrenado y en condiciones estériles.

Dr. Martínez Escribano

Posted by Clínica Dermatológica Openderma  Posted on 16 Abr 
  • alopecia, clínica, dermatología, estética, fotoenvejecimiento, juventud, medicamento, openderma, plaquetas, plasma, plasma rico en factores de crecimiento, plasma rico en plaquetas, PRP, regeneración tisular
  • Post Comments 0